Facebook , feis , libertades , noticias , sociedad , violencia Martes, 2 agosto 2016

“Las mujeres son dueñas de su cuerpo. Y nada de lo que hagan con él justifica agresión alguna”

Uno peor que otro. Imagen: Útero.Pe

Adivina quién es peor.
Imagen: Útero.Pe

Escribe: Iván Lanegra

Cipriani sabe que nuestra sociedad es machista. Que muchos -hombres y mujeres- comparten su visión sobre el papel que debe tener la mujer en la sociedad. A inicios del siglo XIX no había en el Perú ni TV, ni cine, ni revistas gráficas. Apenas dibujos. Las mujeres andaban “bien cubiertas”. ¿No había entonces violencia contra la mujer? Por supuesto que sí. Y mucha más. Las huellas están en normas atroces que hasta hace poco seguían vigentes: No había violación en el matrimonio, podía eximirse de la pena al asesino de una mujer si la “causa” era la “infidelidad”, etc.

La mujer -sostiene esta visión conservadora- puede ser “igual” en la esfera pública, pero siempre debe guardar “su lugar” en la esfera privada. Si la mujer usa su cuerpo -cuyo ámbito debe ser lo privado y al servicio de la procreación y la crianza- comete un abuso contra ella misma (sic).

No hay que ser feminista ni entender el concepto de “género” para comprender lo perverso de esto. ¿Cuál es el problema para quienes quieren mantener el status quo? Que ‪#‎NiUnaMenos‬ está generando una crítica masiva contra la situación descrita.

Tenemos programas y publicidad basura en la TV que refuerzan los estereotipos de género. Pero la crítica interesada no es en contra de esos estereotipos, sino contra la exposición de los cuerpos como “atracción sexual provocadora”.

Una persona en Twitter me citó un estudio. En él se concluía que los hombres se volvían más propensos a la agresión contra las mujeres al ver programas de TV en donde ellas son mostradas como “objetos sexuales”. Pero el estudio mismo señalaba cuál es la razón. Esos programas refuerzan las normas sobre el papel de los hombres en la sociedad (normas de género). Normas que generan las condiciones para la agresión.

Así que podemos rechazar a Cipriani y a los programas basura de la TV. A ambos. Por reforzar los estereotipos de género en nuestra sociedad. Las mujeres son dueñas de su cuerpo. Y nada de lo que hagan con él justifica agresión alguna.

#NiUnaMenos