Facebook , feis , noticias , sociedad Lunes, 5 diciembre 2016

Lo peligroso del discurso de Fiorella Cayo en el que felicita a una mujer por comer basura

Recientemente se difundió un extracto del programa Reyes del Show, conducido por Gisela Valcárcel, en el cual la actriz Fiorella Cayo lanza una perorata sobre cómo la fuerza del amor es todo. Sí, tal cual.

En medio de la monserga, contó cómo una mujer rebuscaba algo en la basura y que ella le preguntó qué es lo que hacía. Cuando la mujer le respondió que buscaba comida para alimentarse, la Cayo la miró y le dijo:

Te felicito. Porque tú no te quedas quejándote y hablando mal del otro que sí tiene. Quejándote de tu vida, tú sales y haces, y lo logras. Y sacas a tu familia adelante (porque me contó que tenía muchos hijos)”.

Luego añadió:

“Aplausos por esas personas que no se quejan, que no se quejan, y que salen adelante con esa fuerza del amor”.

Lo peligroso de estos discursos de autoayuda es lo que realmente esconden: “Tú todo lo puedes [obviando tramposamente los contextos]. Nadie tiene por qué resolver/facilitar tus problemas [así exista un Estado creado justamente para eso]. No te quejes [esto es lo que más les jode]”.

Existen blancos y abusivos que matarían porque los indiecitos volvamos a ser sumisos, a mirar al suelo mientras callamos porque la pobreza es lo que nos ha tocado, pues. Si es tu destino, no te quejes. Como dice Regina Limo: “El mejor indio o pobre es el que está calladito, revolviendo su basura”.

Aquí pueden escuchar a una simpatizante fujimorista rabiando sobre el poder del amor para luego felicitar a una mujer por comer basura (literalmente, según lo que contó). Felizmente estaba hablando del amor. No quiero ni imaginar qué diría si se refiriese al odio.